Paneles solares fabricados en Tecnópole abastecerán a 43.000 hogares en India

Buscar

Suscripción Newsletter

Introducir e-mail

Archivo mensual

Próximos Eventos

No hay eventos por el momento
El grupo T-Solar, instalado en el Parque Tecnolóxico de Galicia, anunció la ampliación de su programa de expansión internacional con la construcción de 61 nuevos megavatios (MW) en India y Perú. La puesta en marcha de sendos proyectos en ambos países supone una inversión conjunta de 156 millones de euros y convierte a la compañía gallega en la primera española que conecta una planta solar en la península hindú.
 
La empresa, que dispone de 230 MW en operación y construcción en España, Italia, India y Perú, acaba de conectar su primera central fotovoltaica en la India de 5 megavatios con paneles de lámina delgada de silicio amorfo producidos en la factoría de Tecnópole. Esta nueva planta está ubicada en las proximidades de Jodhupur, en el estado de Rajasthan, y aportará 8,5 gigavatios por hora al sistema eléctrico del país. Esta central, además de ser la primera española en la India, es también una de las primeras que entran en servicio en el marco de la Jawaharial Nehru National Solar Mission (JNNSM).
 
La central ha sido promovida conjuntamente por T-Solar y Astonfield Renewable Resources en virtud de un acuerdo suscrito en junio para el desarrollo en India de proyectos fotovoltaicos. Precisamente antes de fin de año, ambas compañías conectarán una segunda central en Patán, estado de Gujarat. Esta planta, de 12,3 MW generará anualmente 19,4 GWh que servirán también para alimentar el sistema eléctrico del país, cuya demanda están en pleno crecimiento. Según explicó la compañía, la inversión en ambos proyectos generarán energía suficiente para abastecer a más de 43.000 hogares indios. La inversión para llevarlos a cabo asciende a 38 millones de euros.
 
20 años en Perú
 
En el caso de Perú, la compañía instalada en San Cibrao das Viñas resultó adjudicataria en 2010 de un contrato por 20 años para el suministro al Gobierno de la energía producida en dos plantas fotovoltaicas de un total de 44 megavatios. Las centrales se ubicarán en Arequipa, al sur del país, y serán los primeros proyectos de energía solar de gran escala en Perú.
 
Los módulos de capa delgada se fabricarán también en Ourense y producirán 80 GWh al año para abastecer a más de 18.000 hogares peruanos. En este caso, el grupo prevé su conexión a la red en junio del año próximo.
 
La inversión total de los dos proyectos en Perú asciende a 118 millones de euros que serán financiados, en parte, por la agencia estadounidense Overseas Private Investment Corporation, (OPIC).
 
(Fuente: Faro de Vigo)