Copo y Aimen crean espumas más ligeras para la automoción

Buscar

Suscripción Newsletter

Introducir e-mail

Próximos Eventos

No hay eventos por el momento

Desarrollar nuevos materiales. Ese es el objetivo principal de la alianza que, en forma de unidad mixta, mantienen la multinacional del sector de automoción Copo, con sede en Mos, y el centro tecnológico Aimen.

En concreto son dos los proyectos que comparten. El primero, con un presupuesto de 2,4 millones de euros, persigue desarrollar nuevas tecnologías para la fabricación de productos espumados, destinados en principio a la industria del automóvil pero pensando en lograr aplicarlos a largo plazo a otros sectores como el aeronáutico, el naval, el ferroviario, el militar o la construcción.

Especialmente ambicioso es el segundo de los proyectos. Iniciado el pasado año, cuenta con un presupuesto de 2,8 millones y no rematará hasta el 2020. Aimen y Copo pretenden avanzar en nuevas tecnologías que mejoren la fabricación de piezas de poliuretano expandido. Aunque quieren ir un paso más allá y van a intentar fabricar su propia materia prima para producir dicho material, conscientes de que tiene un gran potencial de crecimiento en especial en la industria de la automoción.

Ligereza, resistencia y capacidad de absorción de impactos son las cualidades que hacen tan valioso a dicho material, que se está validando en diferentes componentes. El éxito de la iniciativa permitirá no solo un importante ahorro de costes logísticos –aunque se trata de un producto cuyo peso es mínimo, resulta muy voluminoso–, sino que permitirá adaptarse a las necesidades de cada cliente, lo que garantizará en la práctica una producción a la carta.

En la actualidad solo tres empresas en el mundo suministran materia prima para fabricar piezas de polietileno expandido. Una está en Japón y las otras en Alemania y Bélgica. Transportar el producto desde cualquiera de ellas hasta Mos supone una elevadísima factura, por lo que ser capaces de producir la materia prima supondrá un antes y un después para Copo, tal como reconocía en su día el director de I+D del grupo, Arturo González, que añadía que hay que tener en cuenta que la materia prima representa en la actualidad el 50% del coste de la pieza.

(Fuente: La Voz de Galicia)