Un consorcio europeo desarrollará sistemas automatizados seguros

Buscar

Suscripción Newsletter

Introducir e-mail

Próximos Eventos

No hay eventos por el momento

El proyecto SECREDAS, integrado por 69 entidades de 16 países europeos, ha puesto en marcha un trabajo de investigación e innovación financiado con 50 millones de euros (mediante un consorcio público-privado ECSEL impulsado por la Unión Europea, que financia la innovación en sistemas y componentes electrónicos) para desarrollar una tecnología de referencia para sistemas automatizados seguros, que respeten las nuevas regulaciones de protección de datos. Las principales áreas de aplicación serán la automoción, el transporte ferroviario y la salud personal.

"Estos tres sectores exigen un alto grado de seguridad, e incluyen tecnologías de comunicaciones entre vehículos e infraestructuras, comunicaciones internas de los propios vehículos y sensores como el radar o el lidar", según explica el investigador Jorge Villagrá, responsable del programa Autopía para el desarrollo de vehículos automatizados, del Centro de Automática y Robótica del CSIC, centro miembro del consorcio.

El proyecto SECREDAS (Product Security for Cross Domain Reliable Dependable Automated Systems) empezó el pasado 1 de mayo, y la reunión inaugural se celebró el 16 y 17 de mayo en NXP Semiconductors, en Eindhoven (Países Bajos), entidad coordinadora del proyecto, que durará tres años. Se espera que los primeros resultados se presenten en el ITS European Congress del 3 al 6 de junio de 2019, en Munich (Alemania). Los miembros del consorcio esperan que aproximadamente un 25% de los nuevos vehículos que circulen por carretera estarán equipados con tecnología SECREDAS hacia 2030.

La interrelación de seguridad y privacidad de sistemas conectados y automatizados en múltiples dominios de aplicación es una preocupación para muchos consumidores en la Unión Europea. "Por ejemplo, uno de cada cuatro compradores/usuarios potenciales en Europa de vehículos automatizados es reticente, debido principalmente a la falta de confianza en su seguridad", indica Villagrá. "De ahí que las comunidades industriales y científicas necesiten trabajar en una respuesta para asegurar que estas preocupaciones no suponen un obstáculo para futuros desarrollos en los sectores del transporte y el cuidado de la salud personal", añade.

El principal objetivo de SECREDAS es desarrollar y validar tecnologías multi-dominio (aplicables en diversos sectores), arquitecturas de referencia, componentes y aproximaciones adecuadas de integración y verificación para sistemas automatizados, así como tener en cuenta e influir en la estandarización, certificación y cualificación en diferentes dominios, combinando la alta seguridad y la protección de la privacidad, mientras se preserva la seguridad funcional y la ejecución operacional.

"Con SECREDAS se dará un paso importante en la dirección de desarrollar componentes que ofrezcan confianza y subsistemas para, en particular, las industrias europeas del transporte y la medicina de mañana", señala Villagrá.

La visión de SECREDAS es dar un paso importante proporcionando los medios para aumentar esta confianza. Esto contribuirá a hacer que los vehículos conectados y automatizados sean una realidad en el mercado, para asegurar que los fabricantes europeos de equipos, sistemas integrados y semiconductores sigan siendo competitivos y que sigan siendo líderes mundiales. Además, SECREDAS se marca como otro objetivo mejorar la ciberseguridad entre diferentes dominios de aplicación, desarrollando las tecnologías relacionadas con la privacidad y la seguridad de sistemas automatizados en los sectores de los cuidados de salud personal y ferroviario.

(Fuente: CSIC)