El PERTE del coche eléctrico y conectado enraíza en Galicia de la mano del CTAG

El PERTE (Proyecto Estratégico para la Recuperación y Transformación Económica) del Vehículo Eléctrico y Conectado, que canalizará buena parte de los fondos europeos que se destinen a la industria del automóvil en los próximos años, tendrá al Centro Tecnológico de la Automoción de Galicia (CTAG) como socio de referencia. De hecho, es el único consorcio especializado en España en validación de tecnologías de movilidad del coche conectado y autónomo.

Las 21 empresas y centros tecnológicos que participarán en el programa están lideradas por la multinacional española Cellnex –el mayor operador europeo de infraestructuras de telecomunicación– en colaboración con Grant Thornton. El proyecto se ha bautizado como “ARTUS, Constelación de Laboratorios para la Movilidad Conectada”. En el mismo están implicadas 15 administraciones públicas (cinco autonomías, cuatro ayuntamientos, la Diputación de Pontevedra, el puerto de Castellón y los consorcios de las zonas francas de Vigo y Barcelona).

El objetivo de ARTUS es anclar la industria del automóvil en territorio nacional e impulsar la producción de componentes V2X (de interacción entre el vehículo y las infraestructuras viarias) a través de la creación de un ecosistema innovador científico-empresarial, así como diseñar acuerdos de colaboración público-privada para testar las nuevas soluciones V2X y potenciar finalmente el empleo de muy alta cualificación y con un fuerte componente tecnológico. Para conseguir esto, ARTUS plantea crear una red nacional de laboratorios demostrativos de I+D+i del vehículo conectado, así como un centro de testeo, certificación y homologación de tecnologías del vehículo conectado para Europa, al que aspira el área de Vigo dada su experiencia en ambas tecnologías de la mano del CTAG.

El centro tecnológico de Porriño y Zona Franca aportan el proyecto Atlantrack, que ha evolucionado desde su idea original (la creación de un circuito de alta velocidad para pruebas del coche autónomo) para adaptarse a los requerimientos y necesidades de ARTUS. Por la parte empresarial, además de Cellnex Telecom y Grant Thornton, han manifestado su interés por participar Renault, Cegasa y la viguesa Optare Solutions, entre otras firmas.

Fuente: Faro de Vigo