El innovador sistema de mejora de la comunicación entre alumnos y profesores gana el premio de la Galiciencia 2015

Search

Upcoming Events

There are no events at the moment
El innovador sistema de mejora de la comunicación entre alumnos y profesores desarrollado por alumnos vascos es el ganador absoluto de la Galiciencia 2015, en su edición especial de décimo aniversario. El proyecto de Ander Aguiriano, Jon Andoni Bretón, Sue González y Asier Rementería, de la Lauro Ikastola (Amorebieta-Etxano, Vizcaya) se impuso entre las 54 propuestas de Secundaria que competían por el premio final, dotado con 1.000 euros para financiar su participación en otra feria científica de carácter estatal, la Exporecerca 2016. El jurado valoró especialmente la sofisticación de la tecnología desarrollada y las pruebas realizadas para testarla.

Los premios fueron entregados por el director de la Axencia Galega de Innovación, Manuel Varela, y por el conselleiro de Economía, Emprego e Industria, Francisco Conde, que aseguró que se seguirá trabajando para que la Galiciencia sea cada año mejor y que es un orgullo para la Xunta “facilitar y canalizar todo este talento innovador”. Conde tuvo palabras de reconocimiento para los profesores y dio la enhorabuena a todos los participantes por “poner toda la pasión necesaria durante meses para traer a la Galiciencia estos innovadores proyectos”.

El equipo ganador analizó las dificultades que se presentan en el aula entre alumnos y profesores con el fin de detectar cuál es la razón de que la comunicación se interrumpa o sea inexistente. Tras realizar entrevistas a alumnos, profesores y orientadores, diseñaron una propuesta basada en un software adaptado a las necesidades de cada alumno y lo testaron en el caso real de un niño con autismo severo del Colegio Sagrado Corazón de Bilbao para el que se programó un comunicador digital, con resultados muy positivos. Finalmente, se contrastaron los resultados con diferentes expertos en el tema y se establecieron las líneas de mejora.

Como adaptación especial para la Galiciencia, estos días en su stand los alumnos les ofrecían a los visitantes usar la aplicación para aprender algunas palabras y expresiones en euskera. El proyecto había resultado ya ganador de la feria análoga en Euskadi, la Zientzia Azoka.

El segundo premio, dotado con 500 euros para asistir a la feria científica vasca, le correspondió al proyecto técnico para la construcción de la Galinercia, la goitibera de tecnología punta que tanta expectación levantó entre los visitantes por su sofisticado prototipo. Alejandro González y Ángel Carpintero, del CPR Plurilíngüe Santa María-Maristas de Ourense, diseñaron un vehículo de inercia utilizando un sistema de balanceo basado en el Carver Surfer, un monopatín experimental de BMW, equipado con todas las medidas de seguridad establecidas por la Federación de Deportes de Inercia y construido con acero de carbono, aluminio y fibra de vidrio. El equipo fue reconocido también con el premio al proyecto con la mejor comunicación y presentación oral.

En tercer lugar quedaron Pablo Lomba e Iago Vázquez del Colegio Montecastelo de Vigo, con su sistema para obtener energía a partir de la circulación de vehículos y personas, que recibieron una ayuda de 200 euros para asistir a la feria científica de A Coruña. Su proyecto se basa en conseguir ahorro energético mediante el uso de materiales piezoeléctricos que, introducidos en las baldosas y calzadas de la calle, recargarán unas baterías a partir de la energía producida por el paso de la gente y de los vehículos que permitirían abastecer de energía tanto farolas como semáforos.

Más reconocimientos

Este año, como novedad, se otorgaron también reconocimientos a varios proyectos con base en habilidades y temáticas concretas. Así, la camiseta deportiva con LED preventiva para problemas de corazón, desarrollada por Erea Barge y Pedro López en las Aulas Tecnópole, fue destacada como proyecto más innovador. Su prototipo es capaz de medir la frecuencia cardíaca mientras se hace deporte y avisar cuando esta rebasa los límites considerados normales, con la finalidad de prevenir graves problemas que afectan al corazón, como la muerte súbita.    

El proyecto con el método científico y proceso de investigación mejor definido fue, según el jurado, la investigación para la recuperación de la memoria histórica de la Isla de San Simón (Pontevedra). Manuel Delgado y Diego Moreira, del Colegio Alborada de Vigo, retrocedieron en el tiempo hasta el S.XI para descubrir los acontecimientos que tuvieron lugar en la isla y, como fruto de sus pesquisas, redactaron un libro con los datos obtenidos y editaron una breve película a modo de paseo virtual.

El premio al mejor proyecto de humanidades fue para “Ni perdono ni olvido”, de Joan Giralt, que lo desarrolló en la Associació per Promoure la Recerca Jove (Magma), de Barcelona. Este trabajo audiovisual trata la trágica historia de una familia republicana que se vio obligada a exiliarse a Francia durante el final de la Guerra Civil Española. A partir de esta narración particular el documental también trata toda la retirada republicana de 1939, así como la nefasta recepción francesa de entonces.

En el acto de clausura se entregaron también los premios de los concursos de fotografía y de diseño de la camiseta oficial de la Galiciencia convocados antes de la celebración de la feria. Los ganadores del de fotografía son la profesora Antía González, del Colegio Alborada de Vigo, y el alumno Juan Bembibre, del IES Carlos Casar de Vigo. El del diseño de la camiseta fue para Luis Feijoo del Colegio Luis Vives de Ourense. La diseñadora de la mascota oficial, Sira Ricoy, recogió también su premio.